BUSCAR
PUBLICACIONES
Turismo en el Garraf
playa, montaña y bici todo el año
registrar
El centro es tan bueno como el extremo.
El centro es tan bueno como el extremo.
Fecha publicación:  15/12/2014
Autor:  slow

Resumen

Presentación 27/11/2013

Las bicicletas 29/11/2013

Dia 1 Sant Pere de Ribes-Deltebre 30/11/2013

Dia 2 Deltebre-Torreblanca 01/12/2013

Día 3 Torreblanca-Canet d'en Berenguer 02/12/2013

Día 4 Canet d'en Berenguer-El Toro 03/12/2013

Día 5 El Toro- Landete 04/12/2013

Día 6 Landete-Cuenca 05/12/2013

Día 7 Cuenca-Baraja de Melo 06/12/2013

Día 8 Baraja de Melo-Carabanchel 07/12/2013

El adios a los viajes de invierno

La despedida

 


Resumen

La vida da tumbos, en ocasiones te enseña que las cosas no dependen de ti, de tal forma que tu imaginas, piensas, sueñas, crees que vas a poder hacer aquello o aquello otro... pero la vida...

La vida en ocasiones corrige todo eso y lo pone en su sitio.

Cuando crees que estas frente al último viaje de invierno... echas la vista atrás... al tiempo que pedaleas hacia adelante

Así que lo que sucedió es que quería ir a un extremo: Huelva

y me quedé en el centro: Madrid.

El centro podía y debía de ser tan bueno como el extremo.

y así salió el título un tanto extraño para un viaje

Como hacer...

como demostrar...

como agradecer....?

El foro de Rodadas debía de financiarse... no era la primera vez que leía que esas ventanas de libertad tenían necesidades para poder seguir existiendo... para permitirnos el poder seguir asomándonos a ellas... en su momento poco me importó ofrecer ayuda directamente sin nada a cambio en otro foro...

Este viaje también va de eso: de otra forma de financiar un foro.

Por último, sabiendo que probablemente iba a ser el último viaje de invierno en años, le daba un repaso al pasado.

 


Presentación

El centro es tan bueno como el extremo


Un viaje de invierno

 

La vida.


La vida te lleva por donde no imaginas, crees que es fácil saber que ocurrirá mañana, planificas, piensas, supones…


Este es un viaje de ida y vuelta, pero no es como los anteriores, tampoco es como los que suelo realizar en verano que comienzan donde suelen acabar.


Aunque a veces me pregunto si no son al revés, acaban donde comienzan.


Este es un viaje especial, como todos los anteriores, pero diferente. Solo al final sabréis porqué.


En un mundo sin alma… se puede disfrutar?


Si.


los que viajamos en bici tenemos la fórmula mágica:


-un forero, un ciclista, uno más.

-un recorrido que no es un paseo.

-una travesía que le aguarda.

-mis compañeros de aventura.


mézclese todo con cuidado, sin agitar…


Y sobre todo… añádase


                                          Ilusión… 

enormes e ingentes cantidades de ilusión que llevaremos con nosotros.


Internet es el espacio común


El Centro de la península el próximo destino.


Ven a disfrutar con nosotros un espacio con sentimiento, deja atrás ese mundo que no debiera de existir.


En esta ocasión: La búsqueda de hacer algo que considero necesario, obligado sin obligación, deseado sin que sea deseo.


A través de una ruta todo terreno que me hará bajar de la bici y caminar, que me hará lamentarme de no estar más en forma para degustarla en su medida. Con frío, viento, lluvia y posiblemente nieve, todo lo que, en realidad, busco en los viajes de invierno.

 

Nos vamos?

Os he hablado de la pasión?


La pasión…

En este caso, lejos de querer estallar, conteniéndose, mirándose en si misma, hacia su interior, envolviéndose ella sobre ella.

 

La pasión es viajar.

 


 

Las bicicletas…

 

Escribía hace un tiempo sobre las bicicletas… decía entonces que las bicicletas eran esos artilugios realizados con metal,  carbono, goma y poco más... que se incrustan en nuestro ser para quedarse allí para siempre.

 

Somos nosotros quienes no siéndoles tan fieles, a veces nos desprendemos de lo que en su momento nos parecía lo más bello, lo mejor para poder hacer aquello que pretendíamos hacer en su compañía…

 

Sabíamos que habían otras mejores, otras más caras, quizá otras más bellas… pero… no.

No eran la nuestra.

 

La nuestra tenía ese plus difícil de igualar por el resto de modelos o incluso el mismo modelo…  puesto que era, eso, la nuestra y nos pertenecía solo a nosotros.

 

Mis bicis tienen nombre desde que una persona bautizó a La soldada, la soldada debe su nombre a que a la anterior se le partió el cuadro en un viaje y hubo que soldarlo. Resultado de todo ello fue la compra de un cuadro al que le pusimos el resto de componentes de la primera.

 

La segunda de mis bicis, Mensajera, la bautizó su mentor… la persona que me facilitó el enlace por el que la pude comprar…

 

Mensajera de ilusiones…

 

Como sabéis, cuando presenté a Mensajera “en sociedad” o lo que es lo mismo, aquí …

http://www.bicigarraf.com/blogs/37-relatos-cortos-2013.html#esperanza

acababa aquella presentación con una frase…

                     La esperanza es un árbol en flor que se balancea dulcemente al soplo de las ilusiones….

 

Recuperé aquella frase (que no es mia) para presentar a esperanza.

 

Una bici que sustituye a Mensajera, con la que las ilusiones seguirán presentes en mi vida.

Con ella pretendo hacer eso que desde hace un tiempo suelo hacer cuando hace frío.

 

Viajar…

Hace frío y es tiempo de viajar.

 

La pasión…

La pasión se despereza y lentamente explota queriéndose escapar…


O... como ir al centro despistando en el recorrido a diferencia de aquel otro viaje de invierno a Madrid.


 

El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 1

Sant Pere de Ribes- Deltebre


El pasado (1)

No hace tantos años, fue en el 2008, cuando alguien ahora alejado del mundo en el que lo conocí, el mundo de las btt, me mandó una presentación…

En ella aparecía un, entonces, para mi desconocido fotógrafo de guerra…

En realidad a poco que lo que penséis, os podréis contestar la mayoría de vosotros a la pregunta sobre si conocéis o no a un fotógrafo de guerra, posiblemente la respuesta es que no conocéis a ningún fotógrafo de este mundo actual cuya especialidad sea el periodismo de guerra o conflicto bélico de renombre, tal vez os llegó a vuestro oído, como al mío, el nombre de una persona que por el hecho de morir allí donde el ruido es ensordecedor apareció en esas pantallas que vomitan noticias, en demasiadas ocasiones, insustanciales.

Llegaba a mi mundo alguien… que fue algo más tarde premio nacional de fotografía…

https://elproyectomatriz.wordpress.com/2009/07/27/gervasio-sanchez-fotografo-del-dolor/

Capaz de criticar públicamente no al gobierno de turno sino a la hipocresía de cualquiera de esos gobiernos y a la sociedad que hemos creado, así es Gervasio Sanchez.

Así empezaba a pensar esta mañana en el viaje que me aguarda.

Cuando inicias un viaje en el que el punto final está 600 m más alto que su origen imaginas esa línea ideal que no deja de subir lentamente para alcanzar, con las menos bajadas posibles, ese destino deseado…

Y así, con la nostalgia del inicio de los viajes de Internet me he movido cerca de mi aliado, el mar, ese ser querido con vida propia que no deja de moverse al ritmo del viento, de la cadencia de las fases lunares, del gesto en la posición de los polos, de sus corrientes propias creadas por el misterio, de su propio misterio no desvelado y al final del día, cerca de el, descansar junto a otro curso de agua en pleno delta del Ebro para, en el llano, ver, en esta noche una bóveda celeste marcada por la tormenta por sus costados y respirar al sentirme pequeño y afortunado como lo que soy: poco o nada en el tiempo.

La lluvia jugaba conmigo al escondite… ahora te pillo… ahora no... hasta que, como en ese juego siempre sucede, me ha terminado por arrasar.

Tan solo el conocimiento del terreno, del recorrido, de sus recovecos y trampas me han permitido hacer un trayecto un tanto imposible en este mes invernal.

Cena… en la limitada y poca concurrida nevera de casa
Desayuno… la nevera, cuando ha visto que abría su puerta esta mañana me ha dicho: que se supone que buscas aquí?
Comida: existe un bar donde la duración de la luz en determinadas épocas del año me recoge… Hostal Hellin Miami Playa
Alojamiento: en esta ocasión no he podido pasar al otro lado del rio: Albergue de Deltebre Antoni Batlle

esta es la ruta que he realizado, muy conocida y seguida por quien os escribe

http://ridewithgps.com/routes/3231685

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8458006

y estas las fotos

https://plus.google.com/u/0/photos/103457230754397349758/albums/5952133490168602561?partnerid=gplp0

en flickr

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638301959426/

https://flic.kr/s/aHsjNqwb1J


Iba mirando las previsiones...

temperaturas bajo cero... una prenda

ola de frío... otra más....

que si nieve.... pues  otra

jajaj

y así iba: forrao.

 


 

El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 2

Deltebre- Torreblanca

El pasado (2)

No hace tantos años, fue en el 2009, una persona irrumpió en mi vida, eran tiempos difíciles creía entonces a pesar de mi edad en lo imposible.

A ritmo de las teclas de un ordenador, de encuentros buscados e inesperados… algo pudo crecer sin el necesario soporte o con las necesarias condiciones para tener vida y hacerse fuerte en la vida.

El error precedió esa vida.

-Esa persona me dijo-

Tus ojos hablan y muchas veces dicen más que tus palabras...
Según tu estado, cambian de color, pasan de un inmenso azul a una triste paleta de grises...
Y con tu forma de mirar, de entornar los ojos... hablas.

No fue la primera persona que me lo decía… ni antes, ni entonces, ni ahora.

El viaje tenía esta mañana un paso diferente al de ayer, el viento ha sido el preludio de un guión pactado… ayer a ultima hora me arrasó la lluvia hoy lo ha hecho desde primera hora. Las nubes en la lejanía se han hecho patentes en un día que a mediodía se ha tornado claro para acabar con sol en el firmamento con el paso de las horas.

No hace frío -me he dicho- al tiempo que en mi cara se dibujaba una sonrisa irónica al recordar como en verano digo y me digo lo mismo cuando estoy a punto de salir a envidar al sol en ese juego que consiste en moverme mientras el sol me quema, cuando veo esas cifras casi mágicas que comienzan en el mejor de los casos por tres, en contadas ocasiones por cuatro… cuando el agua es ya una bebida caliente y la humedad no pasa más allá de mi piel que brilla al compás de esa humedad que parece pegada a mis brazos y todo es y da calor porque no tienes donde esconderte.

No hace frío aunque si lo hace de otra manera.

La tarde ha llegado antes de hora, la luz ha invadido al día y he comenzado a pegarme con todo: con la bici, con el asfalto, con el camino, con todo aquello que se movía o permanecía quieto con tal de alcanzar la meta propuesta. Una meta un tanto ambiciosa en esta época del año y que se ha trastocado sobre lo previsto puesto que se situaba en la playa de Torreblanca pero allí estaba cerrado el hostal donde debía de alojarme, así que he cambiado el hostal de playa por otro no tan bonito a pie de la N-340…

Miraba al atardecer, al horizonte que me remitía imágenes de punta, señales de miedo, emociones algo tristes, mi mente quería dar un giro y al final ha encontrado la salida en una de las frases que en el pasado me fui repitiendo.

Tal vez no todo esté perdido.

Y así ha acabado otra etapa presidida en mucho por el pensamiento y la nostalgia del pasado 2009

Cena… en el albergue, incluido en el precio… hay que colaborar a que eso siga existiendo.
Desayuno… en el albergue me habían preparado una bandeja que me permitía huir contra la lluvia y el viento a la salida del sol
Desayuno 2… en Sant Jaume junto al ayuntamiento
Comida: Casa Manolo, es la segunda vez que voy, me gusta ese sabor decrepito que tienen algunos restaurantes de los de siempre… menu dominguero y camarero para recordar jaja
Alojamiento: Hotel/Hostal Miramar

la ruta realizada

http://ridewithgps.com/routes/3388363

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8459057

las fotos

https://plus.google.com/u/0/photos/103457230754397349758/albums/5952491735428247537?partnerid=gplp0

en flickr

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638294473764/

https://flic.kr/s/aHsjNpRNMA


El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 3

Torreblanca-Canet d’en Berenguer

El pasado (3)

No hace tantos años, fue en el 2010, me propuse hacer lo más difícil, la ruta más larga de las que, pensaba en aquel tiempo, podía hacer, por aquellas casualidades de la vida en ese año dispuse del tiempo que solo dispondré cuando quien me pague sea el estado, si es que el sistema de pensiones para cuando me jubile sigue funcionando...

Ya me ocurrió en el 2008, me volvió a ocurrir en el 2009 y no fue diferente ni en el 2010 ni en ninguno de los años que precedieron a ese año: cada viaje estaba marcado por un hecho que no me permitía irme tranquilamente sin más.

Esas circunstancias se traslucían, a veces, en los viajes. Se agolpaban en mi mente en cada viaje conceptos que abocaba en los textos…

Reflexiones sobre el amor, sobre la vida o la muerte, sobre cuestiones muy personales, casi intimas que salían de mi ser, escribía con prudencia tan solo para recordar, para evitar que la mente olvidara todo aquello de tal forma que parte de mi vida iba quedando reflejada en todo aquello a modo de guía en aquellos textos.

Iba pensando que en algún momento volvería sobre todo ello pero…

Cuando eso ocurría, cuando comprobaba que al escribir torcido -con dobles y triples mensajes- a las personas que leían aquello les causaba muy diferentes impresiones, impresiones que me transmitían en sus comentarios me daba cuenta de que no era nada sencillo o fácil transmitir los conceptos que quería transmitir de forma que cambié lo que en aquellos momentos llamaba el viaje emocional por el viaje personal, decidí transmitir lo que sentía en lo personal y no tanto las emociones que en los viajes sentía. Descubrí no sin cierta sorpresa que el avatar escogido y el nombre slow, iba acrecentando su sentido, me di cuenta que era necesario hasta para mi leerme con calma y despacio, -lento- en ocasiones ni me reconocía, al leer me sorprendía por haber escrito algunas de aquellas etapas.

Etapas en ocasiones duras en las que exteriorizaba aquello que de otra forma no hubiera podido hacer…

Las crónicas empezaban a ser reflejo no tan solo de lo vivido y pensé: eso es en realidad de lo que se trata, intentar transmitir lo que se vive y se quiere recordar desde un punto de vista subjetivo.

La mañana más calmada que en los días anteriores pausada me acoge con delicadeza, no hay viento, no hay agua, tan solo algo de frio que al poco ha ido decreciendo…

Por Oropesa del mar paso sin mirar… a Oropesa me acerco con prudencia y observo como al igual que en el resto del seguido de urbanizaciones parece estar todo abandonado, muerto, sin vida… son las cosas del invierno en la costa mediterranea en los tiempos que corren.

El mar sigue excavando esa costa de Castellon y de Valencia, a veces salva los obstáculos impuestos por el hombre… es una costa que no tiene mucho que perder, mientras el hombre en su insaciable impronta pretenda conseguir frutos a toda costa.

Una mandarina parecía esperarme al igual que Santi que ha hecho lo imposible por coincidir… Santi, un chicharrón venía con su plegable a mi encuentro y hemos departido amigablemente sobre este nuestro mundo mientras recorríamos juntos los campos de naranjas.

La costa seguía en mi camino tras nuestro encuentro en paseos marítimos plagados de piedra y madera para finalizar, hoy si, junto al mar muy cerca ya de un cambio de rumbo

Y así ha acabado otra etapa presidida en mucho por el pensamiento y la nostalgia del pasado 2010

Cena… en el Hotel
Desayuno… en el Hotel esperando al día
Desayuno 2… en el Valencia en el Grao de Castello
Comida: Rte Campoy playa de Moncofar
Alojamiento: Hotel Chispa Canet d’en Berenguer

el recorrido

http://ridewithgps.com/routes/3388403

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8462182

las fotos

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638289821363/

https://flic.kr/s/aHsjNprXMM


El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 4

Canet D’En Berenguer-E Toro

El pasado (4)

No hace tantos años, fue en el 2011, me propuse cruzar España, de norte a sur, subiendo hasta la provincia de Burgos y me dejaba “caer” hasta Cadiz, era el inicio de una dualidad que denominé las Transibéricas...

En aquella época sabía, como ahora se, que es lo que me gustaría hacer con la bici en el futuro, en algunas ocasiones prefería no hablar de ello, en otras no me importaba dar pistas sin explicitar de que se trataba el viaje que tenía en mente…

Si duro fue el viaje de ese verano, más duro fue comprobar la calidad de la decencia de las personas… la decencia de las personas se mide, en mi opinión, en la necesidad de comprobar, de preguntar, de averiguar antes que navajear o tender trampas a los demás o a mi.

A mí, en su momento no me importó hacer más de mil km por tan solo explicar, mirar a los ojos, intentar convencer. El resultado de todo ello no fue, si se quiere, satisfactorio –no lo podía ser- pero acaso ¿no es innegable que por lo menos existió ese esfuerzo?

Lo contrario de la decencia a la que me refiero es una posición clara: es mejor disparar y ni tan solo preguntar.

El año acababa con el mejor de los viajes de invierno. Un siempre recordado viaje por Galicia me despedía de aquel año.

Una barbaridad de viaje en el que perseguía faros, los cazaba con una sonrisa enorme al tiempo que mi cámara de fotos hacía su trabajo. El mar, el océano, el viento, la lluvia… en plenitud, recuerdo algo que escribí, lo tengo por algún lugar de mi ordenador. Lo buscaré y en algún momento lo compartiré.

Hoy he subido por el terreno conocido del verano pasado: he visto pueblos, lugares que me son conocidos, que me enseñan lo obvio, y pensaba "esto no tiene mucho que ver con los días luminosos y calurosos del estío". Los nombres me retrotraen a aquellas vivencias, las palmeras son señas de identidad de esta tierra que sabe y huele a música… he pasado algo perdido por un recoveco de una calle en la que se oye en la lejanía un sonido apagado.

Parecía un violín…

La curiosidad ha hecho que me quite el casco y las gafas en un gesto que pretendía agudizar los sentidos y oír de una manera más nítida los compases de una pieza que intento en esos momentos descifrar.

Los acordes de la música son como el alma de las personas, se sabe, se presiente, se escucha, te produce emociones que en determinados momentos te trasladan a otras vivencias, a otros lugares, a escenas de tu vida pasada.

Y me lo he preguntado: Hay quien ha podido olvidar aquella escena en la que aquella prostituta al sentir la belleza de una ópera no puede evitar que se le caiga una lágrima que recorre su cara?

Tan solo es algo más de dos minutos y medio…

http://www.youtube.com/watch?v=kt_-pDC6Tlc

(Un día en la Ópera, Pretty Woman)

con una frase final que intenta quitar la emotividad del momento al tiempo que busca arrancar una falsa sonrisa.

a eso también me refiero con la indecencia, al final nada importa, podemos, en cualquier caso, sonreír.

La vía verde pasa por la cercanía de multiples pueblos, en Jerica he intentado coincidir sin conseguirlo con una persona, más adelante, en Viver sigo flechas amarillas que marcan un camino de Santiago, ese Camino no está marcado en ocasiones para las bicis…

El Toro es una población pequeña situada a casi mil metros de altitud al pie de una montaña que sabe a pasado.

Ssi hoy ha sido duro mañana… lo será más.

Y así ha acabado otra etapa presidida por el pensamiento y la nostalgia del pasado 2011

Cena… en un tugurio del paseo marítimo solo había ese abierto, en el hotel no daban cenas
Desayuno… aquí si que he podido desayunar en el hotel.
Desayuno dos… la huerta valenciana… dos mandarinas, tres palosantos… si, he pecado
Comida: En Jerica restaurante Avenida
Alojamiento: Hostal Rural Abriles… magnifico.

esta son las fotos del dia 4

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638352904854/

https://flic.kr/s/aHsjNv2hjb

y esta es la ruta aproximada... desde Torres Torres por la via verde

http://ridewithgps.com/routes/3749412

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8467415

 


El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 5

El Toro-Landete

El pasado (5)

No hace tantos años, fue en el 2012, continuaba con la “saga” de las Transiberícas. En ese año me propuse cruzar España, en sentido horizontal: unía Cataluña con Extremadura y reviví en sentido contrario otro de los viajes realmente apasionantes: un nuevo paso por los pirineos pero en sentido contrario que el primero de los realizados.

En aquella época, dolido por lo que había sucedido en el año anterior, no escribía ese viaje en uno de los foros en el que lo suelo hacer, pero en un momento determinado cambiaba de opinión…

Empezaba aquel relato a medio viaje, en ese foro, con una frase rotunda:

                                  La estupidez humana no tiene límites.

Nadie me lo preguntó pero no me importa reconocer que me refería a la mía, a mi estupidez.

Si unos conceptos presidían mis viajes hasta esas fechas, porque debía dejarlos de lado… que estúpido. Los motivos que me impulsaron a no escribir nunca podían ser suficientes para tapar esos conceptos.

Ese viaje fue como un bálsamo y no tan solo por la oportunidad de coincidir con las personas o por lo vivido, también por lo fue por reencontrarme con el Camino y con los pirineos.

Aun recuerdo un encuentro en medio de la nada, acababa de subir empujando hasta un alto… es difícil coincidir con alguien que viene en sentido contrario, y más difícil fue coincidir no con una sino con dos personas y mucho más difícil que una lleve un remolque.

Pero si todo eso era realmente difícil, escuchar en esas circunstancias un -yo a ti te conozco- me pareció surrealista.

La llegada a Cataluña en plena ola/estallido de la manipulación política fue otro impacto… separado, alejado, ignorante de lo que se había cocido durante casi un mes, llegaba a ese festival de banderas y de ilusión que veía casi tan grande como el engaño que tras de todo ello, yo intuía…

El tiempo…

En ocasiones he escrito sobre el tiempo, que, semejante al mar no deja de moverse, el tiempo dirá si en realidad se trataba de una ilusión inducida, una filigrana de la política o por el contrario el gran engaño al que me refiero… y no estamos muy lejos de saberlo.

Hoy, la mañana, tenía subidas y bajadas, pero si ayer la subida era más o menos constante, hoy sabía que era impresionante el perfil que me aguardaba, hoy el día tenía frío… el tiempo de la indolencia parecía haber quedado atrás, hoy ya era invierno en el viaje a pesar de que esta mañana mientras desayunaba en la tele se hablaba de subidas de temperaturas, quizás ello constituya un paralelismo del final de ese pasado al que me he ido refiriendo en las etapas anteriores.

el pasado me alcanza etapa a etapa.

La mañana continuaba subiendo para alcanzar un primer paso alto antes de descender a Alcorta, Manzanera se intuía como un gran pueblo en el que los jamones parecen ser su industria fabril, subir a una desconocida Torrijas en medio de la nada, rodeado de bosques más o menos lejanos con un nombre muy conocido; Javalambre, ha sido toda una experiencia, pero si la naturaleza inmensa de ese territorio a caballo entre Valencia y Teruel ya era de por si impresionante cruzar un pletórico rio Turia incendiado de agua desde mucha altura ha sido increíble, no se porque exactamente lo imagino seco.

La subida desde Santa Cruz de Moya donde he comido era por todo inesperada y me ha hecho recordar alguna de las etapas de aquel paso por los pirineos al que me he referido.

Y así ha acabado otra etapa presidida por el pensamiento del pasado 2012

Cena… en el meson del Hotel, en el pueblo
Desayuno… en el mesón del Hotel, en el pueblo
Desayuno 2. En Manzanera frente al ayuntamiento
Comida: en el Rte. Alegría de Santa Cruz de Moya a la entrada del pueblo
Alojamiento: Hotel Moya de Landete

 

este ha sido el recorrido

http://ridewithgps.com/routes/3420195

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8486671

y estas las fotos del día 5

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638353907394/

https://flic.kr/s/aHsjNv7qkm

 


El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 6

Landete-Cuenca

El pasado (6)

No hace tanto tiempo, fue en el 2013, que busque el sur y en contraposición a lo que desprende la idea de ir al sur en verano subtitulé a aquel viaje: en busca de la nieve. Toda una declaración de principios en lo que era el objeto principal del viaje: alcanzar el Veleta…

sin conseguirlo.

Ahora sucede algo parecido, el titulo de este viaje es un tanto engañoso, me hubiera gustado ir a un extremo como lo hice en el invierno pasado, no ha podido ser, voy al centro…

Cuenca está bastante en el centro no? Pero ese no es mi destino.

Los viajes te brindan una oportunidad única: la de conocer aquello que te viene de camino… en este verano pasado fui retorciendo el trazado de forma que intenté pasar por la mayoría de las manchas verdes que me topaba cuando planificaba el mismo.

Reflexione en aquel viaje sobre un aspecto que quedaba oculto en los anteriores y que tenía que ver con el objetivo principal de ese viaje: como la nieve y la muerte se habían acercado a mi vida meses antes.

Me aficioné a repetir lo que creo que no podré hacer dentro de poco: visitar a mi madre en el pueblo y recordé las circunstancias que influyeron en viajes anteriores.

Landete es un pueblo sigiloso del altiplano conquense, la mañana dura y serena me ha dado los buenos días helándome el rostro y las manos a poco que me he asomado a su luz, estas buscaban desesperadamente su cobijo: los guantes enfundados en otros guantes.

Mis helados ojos querían restañar heridas emitiendo humedad que parecía quererse congelar al paso del aire por mi cara, iba mirando el horizonte y pensando en el objetivo de mi viaje de invierno, iba mirando una sombra conocida que parecía querer traspasar la barrera del suelo para alcanzar alguna zona más caliente, la carretera parecía tener ese brillo que he visto en muchas ocasiones en invierno: una especie de capa de hielo que no llega a serlo, mi sombra quería huir de esa superficie helada mientras avanzaba rasante a la mayor velocidad posible.

A donde me llevas -me ha preguntado- como si ella, mi sombra, tuviera otra opción que la de seguirme, en realidad demandaba la piedad que se demanda en otros viajes, otras reseñas, lejos parece quedarle un viaje duro que hicimos juntos hace años, en aquella ocasión Madrid fue el destino, en Madrid el frío intenso me recogía dejando copos de nieve sobre mi espalda a partir de Fuenlabrada , aquel año Madrid me miraba con muchas clases de ojos, algunos complejos y diferentes a los usuales, otros se quedaban en lo sencillo y fácil: el juzgar con la mirada.

En Madrid me esperaba una fiesta, un grupo de amigos de la bici y mucho más.

El día duro lo ha sido por diferentes motivos, no solo por el frío que a mediodia se ha atemperado, también por el viento que, en contra, no ha ayudado como tampoco lo ha hecho una avería que he podido subsanar en la llegada a un destino no previsto… pero a decir verdad ese destino me ha permitido encontrar un hostal junto a una tienda de bicis donde me han puesto unos pedales y así con suerte mi rodilla dejará de dolerme.

Y así ha acabado otra etapa en la que el pasado alcanza al fin al presente.

Cena… en el Hotel
Desayuno… en el Hotel
Desayuno dos helado… Bar los hermanos en Campillo de Paraviento
Comida: restaurante pensión Los cazadores en Fuentes
Alojamiento: Hostal Cortes en Cuenca

este es el recorrido

http://ridewithgps.com/routes/3420208

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8496057

y estas, las fotos del día 6

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638383125345/

https://flic.kr/s/aHsjNxGaP8


El centro es tan bueno como el extremo

 

Un viaje de invierno

 

Etapa 7

 

Cuenca- Barajas de Melo

El presente

 

No todos los días puedo decir que he desayunado porras en Cuenca.

 

Cuenca, no es la primera vez que lo afirmo, es una maravilla, una maravilla singular en la que parece que alguien se empeña en jugar con su realidad. En un primer momento fue tan solo el Palacio de la Música, un edificio no muy agraciado que por lo menos, aún cuando quedaba a la vista, se emplaza lejos de la ciudad monumental, no podían quedarse ahí, en pleno centro le añadieron una apuesta realmente arriesgada:

 

El museo de las ciencias en una zona declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco.

 

Verlo vosotros mismos.

 

http://www.panoramio.com/photo/6959256

 

http://www.flickr.com/photos/pepebarambio/3244128809/

https://flic.kr/p/5WF1tk

Supongo que ese museo era fundamental para el desarrollo de la ciudad o vaya Vd. a saber porque otros motivos, el caso es que no había otro lugar mejor donde colocarlo…

 

El desayuno y el resto de la visita a la ciudad me han apartado de esa visión y de los pensamientos que invadían mi mente.

 

Mi ruta enlazaba esos dos ríos que recogen esa enorme piedra sobre la que se asienta la ciudad monumental, resiguiendo el Júcar lentamente me he ido alejando en busca de la soledad que esa provincia emana rompiendo sus costuras.

 

Tras flirtear con todas y cada una de las carreteras que me asaltaban, finalmente he llegado a la paz buscada en la CM2019, carreterita en suave bajada que reseguía un cauce: el río Mayor del que me he apartado en Huete.

 

Huete es una ciudad con interesantes vestigios árabes, es una de esas poblaciones que persigo, resaltaré algo que me sorprendió cuando buscaba información en el diseño del recorrido: tiene Himno con música y letra ...

y pensé: que yo sepa no conozco ninguna población cercana a la que vivo que lo tenga.

 

Tras Huete venía el paso a otra pequeña población: Vellisca donde me he merendado tres km de alto estupendo y tras el la caida.

 

La caída a…

 

En todos los viajes te pierdes, en todos los viajes llega un momento en el que debes de elegir, en todos los viajes esa elección a veces es acertada o equivocada.

En este caso un canal, en la vida una decisión.

En este caso un camino que junto al canal te pasaba por multiples barrancos y bosques increíbles, en la vida la necesidad de otear el horizonte, en este caso la salida se llamaba Paredes de Melo, para tras realizar más km. de los que hubiera sido necesario encarar el fin del día de hoy…

 

En la vida… el presente se convierte en futuro.

Hoy cumple años quien tiene que ver con la vida, con el presente, con el futuro. Desde un lugar algo perdido cerca del centro, Felicidades!!!

 

Tras superar un alto, me dejo caer a mi destino en el día de hoy: una desconocida Barajas de Melo desde donde atisbo mi destino.

 

Cena… En el hotel no daban cenas así que me fui al mesón José en la animada calle san Francisco
Desayuno… porras en el hotel, del mercado me han dicho, un poco más y pregunto donde estaba el mercado
Comida: En Huete, restaurante Duque
Alojamiento: Pensión la peseta en Barajas de Melo.

este es el recorrido que debía de haber hecho pero... en el Km 82 me he perdido, la he liado parda y me he ido al sur a Paredes de Melo, desde allí por la N400 hasta el desvío a Barajas...

es lo que hay...

http://ridewithgps.com/routes/3420359

en Wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8530001

y estas son las fotos

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638417305896/

https://flic.kr/s/aHsjNAHmuY

 


Y así a contrapelo, me plantaba en Madrid desde una localidad que a los que no son cercanos a esa ciudad poco o nada les dice...

Con un forero que poca experiencia tenía en el foro de rodadas y de esa forma comprobaba una vez más como son las cosas de los foros...

nada tuvo que ver ese segundo viaje a Madrid con el primero


El centro es tan bueno como el extremo

Un viaje de invierno

Etapa 8

Barajas de Melo-Carabanchel (Madrid)

Barajas de Melo era hasta ayer un pueblo desconocido, miraba en la mañana dura un duro horizonte, tras el algo diferente emergía…

El llano de la mancha mandaba señales de cambio, un ligero ronroneo cada vez más perceptible se iba haciendo patente.

Porque? Me preguntaba, acaso no hay otra forma de hacer las cosas?

En la mañana he creído ver unas puntas en el horizonte, esas puntas no son sino lo que desde muchos km a la redonda señalan la presencia de la ciudad, a la que no se llega de forma inmediata pero se ve mucho antes que otras poblaciones cercanas.

El frío aire daba una sensación de soledad infinita, esa visión lentamente parecía difuminarse con el paso de las horas en el que el telón de fondo iba amarilleándose.

Con la luz en la espalda proyectaba mi sombra frente a mi, parece como si ella, cansada de arrastrarse en la humedad helada tuviera más ganas que yo para alcanzar mi destino.

Estremera es una desconocida población de la que suele, en ocasiones, hablar el barbas…

En Carabaña sale a mi paso la vía verde del Tajuña que en esta ocasión no he seguido, más alla un alto me esperaba, tras el en el llano circunvalo Campo Real donde lentamente el trafico parece quererse apropiar de mi tranquilidad y sosiego.

Al otro lado del pueblo me esperaba un perfecto desconocido que responde al nik de Trisqui. Tras las consabidas presentaciones nos hemos ido a tomar algo al pueblo… puesto que había que celebrar varias cosas: el encuentro con alguien que ha querido coincidir, el que alguien salga a recibirte, se preocupe de tu llegada, de si te hace falta algo...

Nuevamente en marcha nos planteamos comer en Arganda, tras un nuevo giro, circunvalamos la ciudad con apellido Real: Arganda, y tras preguntar nos vamos a comer.

Junto a la laguna del Campillo, que toma sus aguas del Jarama seguía la ruta rodeada de carreteras, autovías, líneas de ferrocarril… pero todo eso parecía no existir puesto que los recovecos se han ido presentando apartándonos de tanto mal, remontando el Manzanares nos acercábamos en franco llano cada vez más a la ciudad.

El ruido de la ciudad, sus ritmos, sus sonidos, sus gentes en busca de la meta diaria, sobrevivir a la ciudad, en la ciudad se han hecho realidad.

Junto al hostal nos hemos despedido confabulándonos para volver a coincidir, Trisqui tiene proyectos, ganas y tiempo, tan solo parece faltarle que alguna cosa se asiente en su vida y cuando se aclare volará… para empezar próximamente en realidad el ya piensa en volar.

Carabanchel ha sido mi fin, aquí algo importante tengo que hacer, la excusa perfecta del viaje: comprar, mañana iré a visitar un museo y el lunes ire a comprar.

Cena… en el bar de la pension/hostal
Desayuno… en el bar de la pensión/hostal
Desayuno 2…. En Estremera junto a la salida del pueblo
Alojamiento: Hostal Granado

este es el recorrido realizado

http://ridewithgps.com/routes/3420472

en wikiloc

http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8537285

y estas las fotos del dia 8

https://www.flickr.com/photos/61993885@N05/sets/72157638448048896/

https://flic.kr/s/aHsjNDqVjG

este es Trisqui


desvelaba de esa manera algo que tenía oculto...

iba a comprar.

curiosa cuestión, os preguntareis... a comprar?

que hay en Carabanchel?

la respuesta es sencilla: una tienda... El Coyote.


como decir adios a los viajes de invierno?

esa era la cuestión una vez regresaba del viaje...

así que como en el viaje hable del pasado, llegaba al presente y miraba al futuro se me ocurrió hablar justamente de todo eso.


El centro es tan bueno como el extremo

 

Un viaje de invierno

 

Capaz de escribir con dureza textos semejantes a pinturas en el horizonte:

 

  • Llovía, llovía en el azul del cielo

Se oscurecía el mar, rayos surcaban el horizonte en busca de un suelo líquido, la mañana despertó en la noche y quería gritar, en esos momentos de inocencia perdida

 

  • Sentimientos sin color, anudados en el cuello intentan salir y escapar, llegar a mundos escondidos e insospechados.

 

  • La muerte se hacía real destilando gotas de un color rojo ennegrecido, cabalgaban los jinetes sobre caminos que llevan a ningún sitio quemando todo lo que encuentran a su paso, sembrando el odio y la maldad.


Capaz de relatar lo imposible:

 

  • El deseo de acercarme a ella empezó a surgir sin apenas darme cuenta y ella parecía estar cómoda con lo poco o mucho que me pude acercar, eso es lo que veía mientras nos esperaba en otra gran ciudad otro gran milagro precedido de un dolor indescriptible, ese milagro estaba a punto de suceder, y es que a veces, la vida te quita cosas importantes para darte otras mucho más importantes y que solo el paso del tiempo te permite valorar que fue así, porque lo que sucedió en aquel lugar fue lo que ya nunca me dejará apartarme totalmente de ella, lo que me permitió decirle que nunca me apartaré de ella…

 

  • En la calle, sentados juntos en la acera de un hotel, dos personas, en la desolación de una de ellas, se abrazaban mientras el mundo se caía para explotar allí mismo, en el fondo de un pozo sin fondo…


Capaz de transportar a escenas reales e imaginadas:


Dentro de si buscó… y se situó frente a quien le era imposible evitar y huir, de pie, frente a quien no podía engañar
Lentamente, apenas en un gesto imperceptible, saco el sobre, dentro de el unos garabatos y una impresión perfecta que, de ser única para el, merecía la pena tenerla en consideración…
La fatalidad estaba escrita en esos garabatos y la lenta e insaciable sentencia se dibujaba en un sinfín de fechas y horas…
La tristeza de lo enfrentado, de la verdad absoluta iba lenta e inexorablemente acabando con el.
Era, fue, es, el momento de acabar, de ir hacia el lugar de donde no se vuelve allí donde el limonero siempre afrutado parece no tener fruto.

 


Slow nació en el año 2008 cuando pepe decidió escribir en Internet para ir cerrando con este viaje su vida en internet.


Slow no sabe si viajará el próximo verano, lo que es seguro es que no volverá a viajar en invierno.


El centro es tan bueno como el extremo.


La despedida

 

Comenzaba esta historia con estas frases:

----------------------------La vida.

La vida te lleva por donde no imaginas, crees que es fácil saber que ocurrirá mañana, planificas, piensas, supones…

Este es un viaje de ida y vuelta, pero no es como los anteriores, tampoco es como los que suelo realizar en verano que comienzan donde suelen acabar.

Aunque a veces me pregunto si no son al revés, acaban donde comienzan.

Este es un viaje especial, como todos los anteriores, pero diferente, como todos los anteriores.

Solo al final sabréis porqué.-------------------------------------------


El viaje ha llegado el final.


Suelo despedir los viajes con un escrito final, en ocasiones ese escrito ha reflejado vivencias en el viaje, en otras reflexiones sobre diferentes temas, en esta ocasión en la que no se si me estoy despidiendo de los viajes en bicicleta, recuperaré la primera de las despedidas que hice en el primero de los viajes publicados en internet.


aquella despedida representaba un viaje, que se iniciaba con la muerte de una etapa para poder iniciar otra, tal vez estoy a las puertas de iniciar otra etapa, tal vez esta despedida de los viajes en bicicleta tenga que ver con esa nueva etapa que parece abrirse como una puerta, lentamente, en mi vida, tal vez os aclaréis mejor con la propia despedida .


En este viaje os he hablado del pasado, del presente, os he hablado de lo que creía que habia hecho o podía hacer en este mundo de letras, palabras y frases... ahora os hablare del futuro.


La despedida en esta ocasión es la historia sobre el viaje de la hoja…..

 

Como, ¿Qué no sabéis la historia? no me extraña, es mía y la he pensado para la ocasión...ja..ja

(asi comenzaba aquella despedida al primero de los viajes)

Para nosotros la caída de la hoja, en el Otoño, es un hecho normal que se produce en segundos…..

pero para la hoja, en su manera particular de entender el Tiempo… ese viaje, puede durar más de un año……


La hoja cae del árbol……o ¿es el árbol quien se desprende de la hoja?


Si pudiéramos verlo a cámara lenta, en su caída, la hoja gira sobre si misma, se balancea… incluso, por el capricho del viento, es capaz de remontar y en un giro que más parece un salto mortal, ganar altura hasta que lo inevitable, el caer, continúa sucediendo… hasta que por fin, llega a su destino, la tierra, allí donde se duerme el Invierno….y pudriéndose……. puede nutrir a otros árboles a veces, diferentes del que provino…..


La hoja medita….


......"esperare pues a que llegue la Primavera para reverdecer y creer nuevamente en un renacer feliz.
Iniciare, llegado el momento, una nueva vivencia, porque….. nada es para siempre, o eso me aseguran… los que de esto parecen entender, y todo tiene, como en el Camino, un principio y fin...".

(Aquel viaje fue uno de los Caminos de Santiago)

El Camino es la vida.
Ahora toca nuevamente escuchar el ensordecedor silencio y saber esperar.


Ahora en esta próxima etapa de mi vida tal vez, solo tal vez ya no tendré que escuchar el ensordecedor silencio.


Gracias a todos, de corazón.


Pero había más...

porque.... no habiamos quedado que había ido a comprar? no había dicho en el resumen de este viaje que este viaje iba, también, de como se puede financiar (yo diría ayudar) a que permanezca activo un foro de internet?

Javier, el hermano de Alicia tiene una tienda en Carabanchel: El Coyote.

 

Javier ayuda a su hermana en la estampación de unas camisetas que comercializa Rodadas, mediante esas ventas y otras cosas pueden mantener abierta la web en la que está el foro de Rodadas.

Ni Alicia ni Alvaro estaban en España cuando conocí a Javier, eso me ayudó a permanecer aún más en un anonimato algo buscado cuando compré unas camisetas en esa tienda.


También hubo quien, algo sorprendido me dijo algo así como que

....se había acostumbrado a ver los vídeos de presentación y de despedida de los viajes y que en este ni lo uno ni lo otro existían...

así que tras pensarlo encontré algo que puse como colofón:

http://www.youtube.com/watch?v=ASnbs7gi5cg

Sam Reynolds - Freestyle MTB in Slow Motion